In Actualidad

¿Un gen se puede patentar? Pues la verdad es que no. O, mejor dicho, normalmente no. Lo que pasa es que en este caso, el gen en cuestión, ha sido sintetizado en un laboratorio, por lo que es un producto químico y no humano. Aunque parezca un argumento de película de serie B, es real como la vida misma: un tribunal estadounidense avala el monopolio de una empresa farmacéutica sobre dos genes del cáncer de mama. 

El debate acaba en el momento en que se determina si un gen ‘fabricado’ en un laboratorio es un invento o es un elemento humano. Si no se discute la afirmación de que es fruto de la actividad científica, en realidad no hay más problema; si no se incita al debate la noticia está sobre la mesa. La polémica llega del Tribunal de Apelación del Circuito Federal de Estados Unidos, a quien había recurrido la farmacéutica Myriad Genetics.

Según un artículo publicado por abc.es, “la Unión Americana por las Libertades Civiles junto con varias asociaciones médicas y de pacientes habían demandado al laboratorio por patentar los genes BRCA1 y BRCA2. Estos dos genes están relacionados con el mayor riesgo de padecer cáncer de mama y ovario”. Su utilización en medicina preventiva es clave para predecir el riesgo de una mujer a desarrollar estos dos tumores.

El Tribunal de Nueva York, hace un año, deniega las patentes de Myriad Genetics con el argumento de “que los genes eran producto de la naturaleza y no eran patentables”. Esa sentencia iba en contra de toda la jurisprudencia europea y americana y ponía patas arriba a las empresas de biotecnología, según abc.es. Las asociaciones civiles obtuvieron una victoria que les ha durado poco. La empresa recurrió y ahora el tribunal de apelación determina que el ADN aislado sí reúne los requisitos para ser patentado.

Para tomar esta decisión se han fijado en la estructura química del ADN aislado, ya que es diferente a la estructura del ADN que se puede encontrar en el cuerpo humano. “La petición se refiere a moléculas que son distintivamente diferentes de las moléculas que existen en la naturaleza”, afirmó el juez Alan D. Lourie en la sentencia. Deliberación que no fue compartida por los tres componentes del jurado. La opinión disidente la expresó el juez William C. Bryson al explicar que los genes no deberían patentarse porque “nadie inventa genes”.

Comments
pingbacks / trackbacks
  • […] Vía CompartirTwitterFacebookMe gusta:Me gustaSé el primero en decir que te gusta esta post. Esta entrada fue publicada en Genómica y etiquetada bioclub, cáncer de mama, elbioclub, estados unidos, estructura del adn, gen, libertades civiles, myriad genetics, patentes, william c. bryson.. Guarda el enlace permanente. ← CEEI Valencia convoca la jornada ‘La Biotecnología como oportunidad empresarial’. […]

Dejar un comentario

16 − 1 =